Bueno amigos, después de pensar cual iba a ser el primer poste de  nuestro blog nos decidimos por brindar información sobre este tema que resulta  importante a la hora de la planificación financiera. De a poco iremos agregando artículos y notas que creemos pueden interesarles. Así que esperamos les sea útil y cualquier sugerencia lo pueden dejar en los comentarios.

Que es y en que información se respalda

El “scorin bancario” es un puntaje o calificación que surge de acuerdo a la información comercial, personal y crediticia que distintas entidades tienen en su sistema de base de datos de los usuarios que hayan adquirido una tarjeta de crédito o un préstamo financiero.

Es utilizado para conocer el perfil del cliente por los bancos y las organizaciones dedicadas a otorgar créditos (tarjetas) o prestamos, esto determina si la persona califica o no para acceder a dicha solicitud como así también la tasa de interés a aplicar. Básicamente se fijan si eres un buen pagador o no.

¿Cómo lo consulto?

  • Una de las formas más sencillas es en la página web del Banco central de la República Argentina (BCRA) en la solapa «EL BCRA y Vos» ingresando con la clave de identificación laboral (CUIL) en la opción «central deudores». Dentro de la información que se puede encontrar figuran las financiaciones otorgadas por entidades financieras y no financieras, fideicomisos, emisores de tarjetas de crédito y cheques rechazados entre otros.
  • La segunda opción es solicitando el informe en alguna de las empresas dedicas a proveer este servicio, tales como nosis, riesgo online, veraz entre otras. Esta ultima es la mas conocida y por lo general esto tiene un costo para poder conseguirlo ya sea que se lo pida en representación propia o de un tercero.

Cabe destacar que según la Ley de Protección de datos Personales que regula la garantía constitucional del Habeas Data establece que cada individuo tiene derecho a acceso (artículo 14 – Ley N° 25.326) a cualquier información o registro que de el se pudiera tener en los bancos de datos, y a la actualización, supresión o corrección de dicha información si así correspondiere. Esta información debe ser suministrada en forma gratuita en intervalos no menores a seis meses. Esto permite poder acceder a la información personal sin costo alguno previa validación de la identidad.